dimecres, 22 de maig de 2013

Barcelona es Madrid (o la privatización de Parques).

Previo a las elecciones municipales que dieron la mayoría a CiU una representación del Comité de Empresa de Parques y Jardines nos reunimos con el Sr. Blasi, encargado por aquel entonces de la comunicación de su partido político con la representación social del Institut. Dicho encuentro había sido motivado por la iniciativa privatizadora del Consistorio, estaba enmarcado dentro de una serie de reuniones con las diferentes fuerzas políticas de la oposición para intentar frenar las acciones que llevaban al gobierno municipal a privatizar Parques.

En dicha reunión el Sr. Blasi ya apuntó que a él particularmente (no me cabe la menor duda de que era de manera global en el partido) le gustaba mucho y le parecía ejemplar el modelo instaurado en Madrid. Ante la pregunta de cuál era ese sistema el Sr. Blasi indicó que se reducía a la gestión con personal directo del Ayuntamiento de Madrid de los parques más emblemáticos dejando el resto del verde de la ciudad (arbolado, jardineras, etc.) en manos de empresas privadas que lo gestionaban con libre albedrío bajo mínima supervisión del Ayuntamiento. Dicho de otra manera, los cuatro jardineros municipales que quedan en el consistorio madrileño trabajan en los grandes parques y el resto se ha reducido a la nada.

Pues bien, tras años de lucha en la calle, con la consecución de un convenio colectivo aceptable y un acuerdo de condiciones laborales que obligaba al ayuntamiento de Barcelona a mantener el servicio de jardinería como público y de gestión directa por personal del Institut, con la garantía del mantenimiento de la plantilla (en número) y la posibilidad de incremento de ésta, nos encontramos en la actualidad con que el acuerdo no sirve para nada tras la última firma de convenio donde toda garantía ha sido eliminada de un plumazo.

¿Por qué ha pasado esto? Muy sencillo: hace cuestión de un año y medio la plantilla de Parques se revolucionó ante la aparición del informe Konsac que fue encargado no se sabe muy bien por quién pero que mostraba la realidad de la voluntad no sólo de la Dirección del Institut (eso ya lo teníamos claro de antemano) sino del gobierno municipal de desmantelar parcialmente Parques, o lo que es lo mismo, el servicio de jardinería, poda y demás atribuciones laborales. Las directrices a seguir según el informe eran muy claras, el acuerdo de condiciones laborales era un freno enorme para la privatización y tenía que desaparecer. Ante aquella revelación la plantilla se movilizó y logramos parar, aparentemente, sus intenciones.

Como ya sabemos la negociación del nuevo convenio ha sido ardua y lenta, con mucho desgaste tanto económico como personal de los miembros del comité y de la gente que aún pensaba que se podía conseguir que continuaran las garantías básicas que nos permitieran no pensar en la privatización.

Con una serie de artimañas y chantajes la Dirección del Institut y, por ende, el actual gobierno, redujeron e incluso hicieron olvidar de manera muy hábil las protestas ante la revelación de dicho informe. Lo que es más, produjeron tal merma en las condiciones laborales y económicas del personal que ya casi no importaba lo de las garantías (vamos, que por un par de días más y cuatro céntimos en el bolsillo me doy por content@).

Y así hemos llegado al día de hoy, estamos completamente a su merced y, mal que nos pese y antes de lo previsible, han empezado los movimientos para la privatización. Lo cierto es que, a priori, pueden parecer cambios organizativos de reestructuración para la mejora o simplificación de los servicios pero la realidad es que la inminente (en algunos casos ya se ha producido) reunificación de las brigadas es un hecho. De tal manera que, como no puede haber dos encargados en una brigada uno se va y el otro se queda. El que se cambia va a hacer las funciones que le corresponden como encargado en otra brigada y el que se queda ve duplicado su trabajo con la falta de una persona, si eran cuatro ahora serán tres para llevar la misma zona.

Esto me lleva a reflexionar e ir un poco más allá, si las zonas tienen menos personal y ya iban justos con uno más, el verde de la ciudad se va a ver deteriorado o los afectados tendrán que multiplicar su trabajo para la conservación de las zonas. Cosa que veo harto difícil, la verdad, porque el ritmo de trabajo ya es muy elevado y hay una gran escasez de personal en todas las brigadas. ¿Qué pasará? Muy fácil, la ciudadanía se empezará a quejar. La Dirección del Institut se escudará en que la normativa del Gobierno Central de tasa de reposición 0 y la no contratación de nuevo personal no le permite incrementar la plantilla de Parques para hacer frente a la degradación de las zonas verdes de la ciudad. Y aún más, será la excusa perfecta para poder privatizar todo aquello que deseen, relegando al personal de oficios al mantenimiento de los parques emblemáticos de la ciudad y… voilà!! Ya tenemos el plan del Sr. Blasi, aquél que tanto le gustaba, ejecutándose de manera perfecta.


Barcelona… es Madrid.

Aloysia triphylla

5 comentaris:

Anònim ha dit...

demà que treballi sa PUTA MARE!!!!!
TENIM EL QUE ENS MEREIXEM, la majoria fa càrrecs no consolidats per una puta merda de diners, la majoria de conservadors i tècnics són uns inútils i ningú els hi diu res de la seva mala gestió per por a perdre el que entenen que són uns petits privilegis, conduir, manar una miqueta, fer més del que ens toca pensant que això a la llarga ens serà recompensat, res més lluny de la realitat, els hem de qüestionar permanent-ment, posar-los en evidència per la seva mala gestió i senyalar-los si fan malament les coses, igual que fan ells, també senyalar els companys venuts per quatre euros, l'únic que fan és donar-los joc a aquests ineptes. Hem de ser valents, ja no podem perdre res més, i pregunteu-vos que fa el vostre conservador i cap d´àrea per vosaltres ???????
Jo ho sé, donar-nos pel cul, i no sigueu imbècils, no fan res més, al contrari després en petit comitè s´enriuen de tots. SÓN L´ENEMIC !!!!

Anònim ha dit...

QUANTA RAO TENS COMPANY ¡

Anònim ha dit...

Estooo, el me gusta , donde esta?

Anònim ha dit...

Es verdad, pero eso es justamente lo que quieren que hagamos. Que abandonemos nuestras responsabilidades y así dar más crédito a las privatizaciones.

Anònim ha dit...

Quim,

Hace unas horas escribi un comentario. Quizas la democracia se acabo en este blog