dimecres, 3 de febrer de 2016

He ido al cine

MACBETH es una película británica estrenada en 2015. Dirigida por Justin Kurzel y con guión de Jacob Koff y Todd Louiso, basado en la obra original de William Shakespeare.
Aunque se trate de una película lenta y espesa, ¿a quién no le gusta salir del cine con ganas de comentar sus emociones, de reflexionar sobre lo visto y sentido, y sacar conclusiones de un gran clásico que no pasa nunca de moda ni deja de ser actual?
Esto es lo que me hace disfrutar de una historia, que me dé vueltas en la cabeza y que me haga encontrar similitudes con mi día a día. Puede parecer imposible que la historia de un rey escocés del siglo XI, sus guerras y su destino me hagan hecho pensar en mi situación laboral y en la de muchos compañeros, me consta, en Parcs i Jardins.
La historia trata de Macbeth, guerrero fiel a su primo rey de Escocia, que vuelve a casa con ansias de reconocimiento y ambición social. Su rey es bien considerado por todos, incluso por él, pero aún así desea para sí mismo ese cargo. Animado por su esposa, Macbeth asesina al rey y llega a ocupar la corona. Pero empieza el drama de la persona que de manera poco honesta llega a donde llega y que reconoce sus métodos indignos.
Sus compañeros fieles se convierten a sus ojos en enemigos y posibles rivales, los remordimientos por los métodos usados no le dejan vivir tranquilo, y la locura se va instalando en su mente. Con el hábito bien aprendido se deshace de quien no le interesa tener cerca y se crea una corte de gente acobardada y temerosa que no respeta a su rey, que sólo obedece las órdenes.
Todo se ha convertido en un caos en su cabeza. Remordimientos,inseguridad, desconfianza.
El final lo dejo para vuestra curiosidad.
Realmente trata de una de las miserias humanas más detestables y que nunca deja de ser actualidad, LA AMBICIÓN. Por eso los clásicos son clásicos, porque nunca pasan de moda.
Si nos paramos a pensar sobre esta historia y la extrapolamos a Parcs i Jardins, ¿quién no pensará en algún superior que ha conocido en algún momento de su vida laboral? ¿Quién no habrá reconocido la ambición, los métodos oscuros, el abuso del poder obtenido de manera vil e ilícita?
Ojalá nadie levantara la mano.

Diagonal, 7905

Cap comentari: