diumenge, 1 d’abril de 2012

El gobierno del PP: una banda de mentirosos, ladrones y corruptos

Roban al pobre para dárselo a los banqueros y de paso se forran. Para esta banda de políticos desalmados del PP en el gobierno, que no hacen caso al malestar de la ciudadanía expresado en la Huelga General del 29M, es lo que se deduce del contenido de los Presupuestos Generales del Estado para 2012, que incluyen medidas como una “amnistía fiscal” para evasores de impuestos, la congelación del sueldo de funcionarios, un 35,4 por ciento menos en Educación, un 41,9 por ciento menos en Ayudas para el Acceso a la Vivienda, 1.500 millones de euros menos en políticas activas de empleo, la subida de la luz y el gas en un 7 y un 5 por ciento respectivamente y la liquidación de ayudas a personas con dependencia.



En términos relativos, este recorte supone un descenso global del gasto en políticas activas de empleo en torno al 1,2 por ciento. El año pasado el Estado aportó 7.322 millones de euros, mientras que este curso se presupuesta hasta aproximadamente 5.765 millones de euros.

El gobierno de Rajoy recorta en 530 millones de euros el gasto en Educación para el año 2012. Esta es la reducción presupuestaria que sufren las partidas de transferencias educativas, así que las Comunidades Autónomas dispondrán de menos dinero para invertir en el sistema educativo público. Supone una reducción del 35 por ciento. El presupuesto global del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte baja un 21 por ciento. Pasa de 3.918 millones de euros a 3.088. Habrá menos profesores en los centros, más alumnos en las aulas.

La atención a la dependencia se queda sin 283 millones de euros del nivel acordado con la Comunidades autónomas. Con este nuevo recorte continúa el desmantelamiento del sistema de atención a los dependientes. Los presupuestos confirman también el duro recorte en la radio y en la televisión pública de 204 millones de euros.